TAMPA, Fla. (WFLA) – Un hombre del condado de Hillsborough presuntamente le disparó a sus dos hijos pequeños en la cabeza momentos después de que su madre los había preparado en la cama para dormir. Uno de los pequeños murió y el otro resultó herido de gravedad.

Las autoridades dijeron que la niña de 5 años y el niño de 8 años recibieron disparos en una casa en Armature Gate Townhomes, que se encuentra en la cuadra 13000 de Heritage Club Drive, alrededor de las 10:30 p.m. el lunes.

Según el alguacil del condado de Hillsborough, Chad Chronister, la madre de los niños había llegado apurada a casa después de una cena para arroparlos y prepararlos para dormir. Les dio un beso de buenas noches y luego los dejó en la habitación con su padre, Jermaine Lavanda Bass, mientras ella fue al baño.

La madre escuchó varios disparos mientras estaba en el baño. Corrió y encontró a su vecino hablando por teléfono con un despachador del 911. Chronister dijo que tomó su teléfono para hablar con el despachador, luego Bass salió con su hijo de 8 años y les dijo que buscaran ayuda.

Los agentes respondieron y encontraron a Bass con el niño en sus brazos. Les dijo que su arma se disparó y le disparó a su hijo por accidente.

Cuando se le preguntó si había alguien más dentro de la casa, les dijo que su hija de 5 años estaba durmiendo arriba. Cuando los agentes fueron a su dormitorio, encontraron a la niña acostada en la litera superior en un charco de sangre.

Según Chronister, ambos niños habían recibido dos o tres disparos en la cabeza.

“No disparas accidentalmente a tus hijos tres o cuatro veces en la cabeza”, dijo el sheriff.

Chronister dijo que los niños fueron trasladados de urgencia al Hospital General de Tampa, donde la niña de 5 años fue declarada muerta y el de 8 años se encuentra en estado crítico.

“Él [el niño de 8 años] fue a cirugía anoche y esta mañana está luchando por su vida mientras los maravillosos médicos y el personal del Hospital General de Tampa están haciendo todo lo posible para salvar la vida de este niño”. dijo Chronister. “Este es un caso y una experiencia que ningún padre debería tener que vivir, y que ningún oficial de la ley o socorrista debería tener que presenciar. Nosotros, como oficina del alguacil, estamos luchando hoy. Nuestros detectives y oficiales que estaban en la escena necesitarán ayuda, y estamos trayendo algunos consejeros para tratar de ayudarlos a superar esta espantosa escena que tuvieron que presenciar y los detectives tienen que trabajar a medida que continúan poniendo los pedazos de armar el rompecabezas aquí.

Bass fue arrestado por cargos de asesinato premeditado en primer grado con un arma de fuego, intento de asesinato premeditado en primer grado con un arma de fuego y abuso infantil agravado.

Chronister dijo que no tenía antecedentes penales.