TAMPA, Fla. (WFLA) – El pánico y la confusión se extendieron por los pasillos de la Escuela Secundaria Lennard el jueves por la mañana después de que, según los informes, un hombre sufriera una herida de bala autoinfligida en la propiedad escolar, según la Oficina del Sheriff del Condado de Hillsborough.

En un tuit, el alguacil Chad Chronister aseguró a los padres: “Esta no es una situación de tirador activo y no existe una amenaza inmediata para la seguridad de los estudiantes”.

Las autoridades dijeron que un estudiante actual y un exalumno estaban manejando un arma en un automóvil estacionado afuera de la escuela secundaria cuando se disparó e impactó accidentalmente al exalumno adulto. Luego, el adulto fue transportado a un hospital local para recibir tratamiento.

Como medida de precaución, la escuela fue cerrada.

Mientras los agentes buscaban el arma de fuego en el campus, el exalumno fue identificado como sospechoso. Fue sacado de su salón de clases y detenido. Finalmente, se encontró el arma de fuego en su vehículo y se levantó el lockdown.

Las autoridades dijeron que el estudiante fue arrestado por posesión de un arma en propiedad escolar.

Los estudiantes finalmente fueron liberados de la escuela al cuidado de sus tutores.

“No puedo agradecer o alabar lo suficiente a los administradores escolares por su profesionalismo y sentido de urgencia en proteger al personal y a los estudiantes aquí en la Escuela Secundaria Lennard”, dijo el alguacil Chad Chronister. “Si bien esta arma de fuego no fue traída al salón de clases, tomamos muy en serio la amenaza de un arma de fuego en el campus. La seguridad de las escuelas es una prioridad principal”.