CONDADO DE HILLSBOROUGH, Fla. (WFLA) – Una madre dijo que su hija de 8 años fue mutilada por el perro de un vecino durante el fin de semana en el vecindario Old Seminole Heights de Tampa.

La familia de la víctima dijo que el perro todavía está con sus dueños y dicen que eso no es suficiente.

McKenzie Collins necesitó 26 puntos de sutura luego de ser atacada por el perro de un vecino el domingo por la mañana.

El condado de Hillsborough le dijo a News Channel 8 que emitió tres citaciones al dueño del perro. Las citaciones incluyen que el perro no tenga las vacunas vigentes, no tener al perro confinado, atacar y causar lesiones.

Collins normalmente juega afuera en su scooter, pero ahora tiene miedo después de ser atacada por un perro.

“Era grande. Me había saltado encima”, dijo.

Collins dijo que el perro de un vecino escapó y comenzó a correr hacia ella en East Crenshaw Street.

“Me estaba mordiendo”, dijo Collins. “Estaba tratando de quitármelo y estaba gritando, como si nadie me escuchara hasta que dije ‘Dios, por favor ayúdame’ y ahí fue cuando vinieron”.

Su madre, Laura Fowler, dijo que un vecino escuchó esos gritos y trató de proteger a la niña del perro.

“Cuando le quitaron al perro, el perro todavía estaba tratando de atacarla. Así que no fue solo una mordida”, dijo Fowler. “Todavía estaba tratando de atacarla físicamente una y otra vez”.

El ataque traumatizó a la pequeña y la dejó con laceraciones y heridas en el pecho y la espalda, mandándola al hospital donde recibió 26 puntos de sutura.

“Deberían de haberse llevado a ese perro (…) amo a los perros, no me malinterpreten, pero este perro trató de matar a mi hija”, dijo Fowler.

Pide que retiren al perro de la casa de su vecino.

“¿Qué pasa si les pasa a mis otros hijos o a los niños de alguien más? Quiero, quiero que todos sepan lo que pasó”, dijo.

Fowler dijo que informó este incidente al condado de Hillsborough y aún no ha tenido noticias de los dueños del perro.

El condado dijo que el ataque está bajo investigación. Se trata de determinar si el perro necesita ser etiquetado como un perro peligroso, lo cual es un proceso muy completo.