TAMPA, Fla. (WFLA) – La policía de Tampa arrestó a un hombre acusado de dispararle a una familia sin hogar mientras dormían en su automóvil el miércoles, enviando a una madre embarazada al hospital.

Según un comunicado del Departamento de Policía de Tampa, los detectives identificaron a Christopher Stamat Jr., de 21 años, como el propietario de un BMW negro que, según los informes, fue captado por una cámara “recorriendo” el área de N. Oregon Ave. donde ocurrió el tiroteo.

La policía obtuvo una orden de allanamiento para el apartamento y el automóvil de Stamat, y dijeron que encontraron una caja vacía de municiones de una pistola de 9 mm, así como casquillos de bala que supuestamente coincidían con los encontrados en la escena del crimen.

La policía de Tampa dijo que la familia de cinco integrantes, compuesta por tres niños pequeños, un padre y una madre que tenía nueve semanas de embarazo, dormía en un automóvil en el Centro Martin Luther King Jr. cuando un vehículo se acercó alrededor de las 4:30 a.m., abrió fuego, y se alejó.

La jefa de policía de Tampa, Mary O’Connor, dijo que el padre le gritó a su familia que se cubriera cuando varias balas alcanzaron su sedán.

“Una vez que el vehículo huye, se da cuenta de que le dispararon a su esposa”, dijo la jefa O’Connor el miércoles. “Le dispararon en la cabeza. Por la gracia de Dios, los niños no fueron impactados”.

Las autoridades dijeron que la bala que golpeó a la madre le rozó la cabeza. Fue transportada a un hospital del área para recibir tratamiento.

La policía de Tampa dijo que Stamat no proporcionó un motivo para el tiroteo, pero dijo que sentía que la gente lo seguía y acechaba usando múltiples vehículos, bicicletas y a pie. Según los informes, no había indicios de que Stamat y las víctimas se conocieran.

“Nuestra comunidad en su conjunto puede dormir más tranquila esta noche sabiendo que el sospechoso vinculado a este acto de violencia monstruoso y aleatorio ya no es libre de aprovecharse de personas inocentes”, dijo la jefa O’Connor. “No puedo agradecer o elogiar lo suficiente a nuestros detectives por trabajar tan rápido para identificar y arrestar a este sospechoso”.

Stamat enfrenta seis cargos por delitos graves, incluidos cuatro cargos de asalto agravado con un arma mortal, un cargo de intento de asesinato en segundo grado y un cargo de disparar contra un vehículo.