TAMPA, Fla. (WFLA) – El hermano de un bebé que fue encontrado inconsciente en una guardería de Florida vio al personal tratar de revivir a su hermano antes de que muriera, según muestra un video de vigilancia recientemente publicado.

NBC Miami informa que Tayvon Tomlin, de 9 meses, murió en un incidente en Lincoln Marti Child Care el 18 de julio. Tres meses después, se desconoce la causa de su muerte y su familia aún busca respuestas.

“Estoy muy frustrada”, dijo la madre de Tayvon, Keiara Whorley, a los periodistas en la oficina legal de su abogado el lunes. “Siempre estaré frustrada, herida, llorando, extrañando a mi bebé, pero en este momento, tengo toda la pelea dirigida a este caso”.

Whorley y el padre del niño, Devonte Tomlin, presentaron una demanda en busca de compensación por dolor y sufrimiento mental, y gastos médicos y funerarios.

“Para mí, ese es mi primer hijo”, dijo Devonte Tomlin, el padre del bebé. “Sentí cada dolor en cada nervio”.

Los abogados de Whorley y Tomlin publicaron un video de vigilancia el lunes que muestra los intentos del personal por resucitar a su hijo mientras su hermano de 4 años observaba. Se ve a una persona sosteniendo a Tayvon boca abajo y golpeándolo en la espalda mientras otro intenta realizar RCP.

“El video muestra que esta guardería no brindó a su personal la capacitación adecuada. Claramente no sabían cómo realizar la reanimación cardiopulmonar apropiada”, dijo el abogado Stephen Cain.

Cain dijo que parecía estar “dando respiraciones de rescate en sus brazos, sin hacer compresiones”.

“Esto es minutos después y le están frotando la espalda. Eso no es una reanimación cardiopulmonar efectiva y completa”, agregó el abogado.

La demanda también alega que Lincoln Marti no contaba con el personal adecuado en las instalaciones.

Para los niños menores de 1 año, debe haber un trabajador de guardería por cada cuatro bebés, dice el Departamento de Niños y Familias de Florida (DCF, por sus siglas en inglés). La demanda afirma que solo había una persona que supervisaba a ocho bebés.

“Es una violación de los estándares del DCF, y es inaceptable, y desafortunadamente condujo a este resultado”, dijo el abogado Michael Levine.

El DCF también requiere que las guarderías proporcionen a los padres un informe del incidente el día que ocurre, pero la familia dijo que todavía no tienen nada.

El médico forense aún tiene que completar su informe, según la estación de noticias.

Un abogado de la guardería envió la siguiente declaración a WTVJ.

“Es mi posición, y la de mi cliente, que no es apropiado discutir asuntos que actualmente están en litigio y, lo que es más importante, que aún están bajo investigación. Mis clientes y yo nos solidarizamos con la trágica pérdida experimentada por esta familia, que como he dicho, está actualmente bajo investigación.”