FORT LAUDERDALE, Florida, EE.UU. (AP) — Con la votación ya en marcha en las elecciones de Florida del 23 de agosto, los funcionarios de un condado donde aproximadamente uno de cada cuatro votantes son hispanos se esfuerzan por corregir un error de traducción al español que no ayuda en los esfuerzos por recaudar más dinero para la educación.

El distrito escolar de Broward, el sexto más grande del país con 271,517 estudiantes, está pidiendo a los votantes que dupliquen la tasa impositiva para ayudar a cubrir los costos de los aumentos de maestros y más personal de seguridad escolar y para reforzar los programas de salud mental. La propuesta aumentaría un impuesto de medio millón, que es aproximadamente $50 por cada $100,000 en valor de la vivienda, a un millón completo.

Pero la versión en español de esa pregunta tradujo “un mill” a “un millón” y dijo que los fondos pagarían a una persona administrativa que supervisa los recursos, no a los policías escolares. También tradujo erróneamente “instrucción esencial” a “gastos esenciales”.

El problema salió a la luz cuando un votante de habla hispana se comunicó con el South Florida SunSentinel.

Más de 64,000 ciudadanos ya habían enviado sus boletas de voto por correo el miércoles por la tarde para las elecciones del 23 de agosto, informó SunSentinel. La votación anticipada en los lugares de votación comienza el sábado en Florida.

El distrito escolar envió una nueva traducción al Supervisor de Elecciones de Broward. Este lenguaje se publicará en los lugares de votación y sitios de votación anticipada, y también aparecerá en futuras boletas de Voto por Correo, dijo al periódico la portavoz del distrito, Keyla Concepción.

“La Oficina del Supervisor de Elecciones también ha colocado la información en su sitio web. El Distrito compartirá la notificación a través de todos sus canales de distribución para garantizar que el público esté informado sobre la revisión”, dijo.

El referéndum del distrito escolar “Asegurar la Renovación de la Próxima Generación” se produce cuando los fondos aprobados por los votantes en 2018 para tales iniciativas expirarán, informó el Miami Herald. De aprobarse, este referéndum se extendería desde el año fiscal 2023 hasta el 2027.