(NewsNation) — Los afligidos padres de Florida se preguntan cómo su enérgico bebé de 9 meses pudo haber sido declarado muerto solo unas horas después de haber sido dejado en una guardería de Florida.

El lunes, se informó que el pequeño Tayvon Tomlin fue encontrado sin vida en su cuna en la guardería Lincoln Marti Daycare en Homestead, Florida. La policía de Miami-Dade dijo a los medios de comunicación que un empleado de la guardería estaba revisando a los niños cuando se dieron cuenta de que Tayvon no respiraba y alertó a las autoridades.

El niño fue trasladado en avión a la unidad de traumatología del Kendall Regional Medical Center. Menos de una hora después, Tayvon murió.

El abogado Michael Levine representa a la familia. Dice que en los minutos y horas posteriores a la muerte de Tayvon, sus clientes recibieron informes contradictorios de lo que sucedió en la guardería Lincoln Marti.

Los padres Keiara Whorley y Devonte Tomlin tienen preguntas sobre el personal de la guardería y qué tan equipados estaban para manejar una emergencia médica.

Mientras sus preguntas continúan, se enfrentan al dolor insoportable de enterrar a su bebé y explicarles a los hermanos de Tayvon que su hermano no regresará a casa.

“Nuestro mundo se puso patas arriba cuando recibimos una llamada de que nuestro hijo, Tayvon, no respiraba y lo llevaban al hospital después de que lo encontraron inconsciente en una cuna en su guardería”, compartió Devonte Tomlin en una página de GoFundMe en la cual se están recaudando fondos para cubrir los gastos del funeral del niño. “Era un bebé dulce, juguetón y enérgico que estaba a punto de caminar y trajo tanta alegría a nuestras vidas”.

Lincoln Marti Child Care envió la siguiente declaración sobre el incidente a Local 10 News el lunes.

“Como resultado de una emergencia médica, esta tarde un niño fue transportado desde un centro de cuidado infantil Lincoln-Marti en Homestead por el Departamento de Bomberos de Miami-Dade. Más tarde se supo que el niño falleció. Lincoln-Marti está trabajando con las autoridades para determinar qué causó esta trágica situación y ofrece sus más sinceras condolencias a la familia. Por respeto a su privacidad, no se harán más comentarios en este momento”.

Según el Miami Herald, Tayvon es el segundo bebé que muere en un centro privado en el área de Miami-Dade la semana pasada.