MIAMI, Fla. (WFLA) – Una mujer de Miami fue arrestada después de que supuestamente vendió resultados negativos falsos de la prueba COVID-19 a viajeros que los necesitaban para subir a bordo.

NBC Miami informó que Melissa Barbery, de 33 años, fue arrestada el martes por un cargo de uso fraudulento de información de identificación personal.

El FBI comenzó a investigar a Barbery en enero de 2021 después de enterarse del presunto plan, según NBC 6.

Según los informes, los resultados falsos fueron utilizados por viajeros que iban a otros países, para que no tuvieran que hacerse pruebas reales.

El medio noticioso informó que se emitió una orden de arresto contra Barbery después de que ella vendió algunos resultados de pruebas a dos empleados del FBI por $30 y $40 cada uno.

Según NBC 6, los resultados falsos tenían el nombre Nomi Health Lab Services y el sello del condado de Miami-Dade. Un funcionario de Nomi Health Lab Services le dijo a NBC Miami que Barbery no trabajaba para ellos y confirmó que los resultados de las pruebas no eran reales.

Fue fichada en la cárcel de Miami-Dade el martes.