TAMPA, Fla. (WFLA) – Un oficial de Florida entregó su placa después de que un video dramático lo mostrara sosteniendo a una madre embarazada a punta de pistola durante una parada de tráfico en el condado de Bradford la semana pasada, según los informes.

WJAX-TV informó que un video de teléfono celular tomado por un hijo de la mujer mostraba al agente Jacob Desue intentando detenerla cuando conducía a 75 mph en una zona de 55 mph. Una vez que Desue activó las luces de su patrulla, la mujer encendió las luces de emergencia y redujo la velocidad, pero siguió conduciendo durante varios minutos.

Más tarde, un abogado de la mujer le dijo al medio de comunicación que estaba tratando de detenerse en un área bien iluminada para asegurarse de que sus tres hijos en el asiento trasero se sintieran cómodos.

Cuando la mujer trató de explicarle pacíficamente su versión de la historia a Desue, él respondió: “Tu excusa no significa nada para mí en este momento, no quiero escucharla”. En un momento, Desue agregó: “Haces cualquier movimiento y será el último error que cometas. No te muevas”.

Desue finalmente enfundó su arma y colocó a la mujer esposada. Ella continuó explicándole por qué no se detuvo de inmediato.

“No me importa el por qué, cállate”, dijo Desue.

El video del encuentro finalmente llamó la atención de la Oficina del Sheriff del Condado de Bradford, quien inició una investigación sobre la situación.

Un portavoz de la Oficina del Sheriff del condado de Bradford le dijo a WJAX-TV que las acciones de Desue no se alinearon con sus políticas o procedimientos y calificó su comportamiento de inaceptable.

Algún tiempo después, Desue renunció. Había estado en la oficina del alguacil desde 2020 después de graduarse de la academia. La oficina del alguacil dijo que habían tenido varios problemas con él antes.