BROOKLYN, NY (WPIX) — Un trabajador de McDonald’s presuntamente baleado por un hombre cuya madre se quejó de recibir papas fritas frías murió a causa de sus heridas, según las autoridades.

El Departamento de Policía de Nueva York confirmó la muerte de Matthew Webb, de 23 años, de Queens, el viernes por la mañana.

Webb recibió un disparo en el cuello el lunes por la noche afuera del restaurante de comida rápida donde trabajaba, supuestamente por un hombre cuya madre había discutido con Webb sobre la calidad de sus papas fritas, dijeron las autoridades.

Michael Morgan, de 20 años, corrió al McDonald’s después de escuchar la discusión en una llamada de FaceTime con su madre, según las autoridades.

Morgan y Webb tuvieron un altercado físico afuera del restaurante, dijo la policía. Durante esa pelea, Morgan supuestamente tomó un arma y le disparó a Webb en el cuello, según las autoridades.

Antes de la muerte de Webb, Morgan había sido acusado de intento de asesinato y posesión criminal de un arma. Su novia, Camellia Dunlap, de 18 años, también fue acusada de posesión criminal de un arma por supuestamente entregarle el arma a Morgan y huir con ella después del tiroteo, según las autoridades.

Luego de su arresto en el incidente de McDonald’s, Morgan, de Brooklyn, Nueva York, también fue acusado de un homicidio no relacionado en 2020, dijo la policía.