Los seres queridos cuestionan la explicación oficial de por qué un defensor público del condado de Orange murió en México mientras celebraba el primer aniversario con su esposa durante el fin de semana.

Elliot Blair, de 33 años, murió la madrugada del sábado en Las Rocas Resort and Spa en Rosarito luego de que las autoridades dijeron que estaba intoxicado y cayó desde un balcón del cuarto piso, según Patrulla 646, un sitio web de noticias en México.

Sin embargo, en una publicación de GoFundMe, los organizadores afirman que “Elliot fue asesinado trágicamente” y “fue víctima de un crimen brutal”.

“Las autoridades de México han revelado información muy limitada”, dijo la organizadora, Annie Rodríguez.

El Registro del Condado de Orange, que fue el primero en informar sobre la muerte de Blair, recibió una declaración de Martin Schwarz, un colega de la Oficina del Defensor Público del Condado de Orange, quien dijo que estaban trabajando con funcionarios estadounidenses para obtener más información.

“Hemos estado en comunicación con la familia y estamos haciendo todo lo posible para apoyarlos en este momento difícil, incluido el trabajo con funcionarios locales y federales para ayudarlos a brindarles respuestas”, dijo Schwarz al OC Register.

Blair, que vivía en Orange, había trabajado para la oficina del defensor público desde 2017.

“Elliot fue un abogado compasivo que dedicó su vida a servir a clientes indigentes”, dijo Rodríguez. “Elliot era conocido como un defensor paciente y solidario. Fue el mejor de nosotros y fue amado por innumerables miembros de nuestra oficina y la comunidad legal del Condado de Orange. Estamos desconsolados”.

Rodríguez dice que el dinero recaudado a través de GoFundMe ayudará a la viuda de Blair, Kim, con el proceso de devolver el cuerpo de Blair a los EE.UU. y “lidiar con toda la burocracia”.