(NewsNation) — Un hombre de Indiana busca un nuevo traje de noche después de correr completamente vestido hacia un estanque para salvar a un conductor atrapado en una camioneta parcialmente sumergida.

Branden Delk conducía a casa después de una cita con su prometida en el noroeste de Indiana cuando algo llamó su atención.

Era una camioneta volcada, parcialmente sumergida en un estanque de retención. Así que decidió detenerse y asegurarse de que todo estaba bien.

No había socorristas en la escena, pero los faros del automóvil estaban encendidos, como si alguien pudiera estar atrapado dentro. De repente, la camioneta comenzó a tocar la bocina y Delk entró en acción.

“Mi primer instinto se activó de inmediato y en mi traje corrí directo al agua y me subí encima del auto”, dijo Delk.

Su instinto era correcto. Había un hombre atrapado y el agua llenaba su vehículo.

Sin tiempo que perder, Delk comenzó a buscar algo que pudiera romper la ventana y liberar al conductor.

“Teníamos un gran cartel de la calle donde intenté romperlo, así como una roca, pero nada sucedía”, dijo.

Bajo la oscuridad de la noche y con las bolsas de aire desplegadas, Delk no podía saber si el hombre estaba a salvo.

“Durante todo el tiempo que intentamos sacar a esta persona, no tenemos idea de cuál es el estado de la condición de esta persona. Todo lo que sabemos es que están tocando la bocina por su vida”, dijo.

Unos minutos más tarde llegó un oficial de policía y los dos pudieron romper la ventana con un bastón y sacar al hombre a un lugar seguro. Afortunadamente, todavía estaba vivo y no tenía heridas graves.

La prometida de Delk, Sierria Hale, dijo que el acto de valentía es parte de quién es él.

“Es la persona más desinteresada que conozco y por eso lo amo tanto”, dijo Hale.

Todavía no está claro qué causó el accidente, pero Delk espera poder conocer al hombre al que ayudó para asegurarse de que esté bien.