TAMPA, Fla. (WFLA) – Las contrapartes italianas del FBI, conocidas como Carabinieri, recuperaron dos tapices italianos del siglo XVI desaparecidos en Florida.

Según el FBI, la Tutela Patrimonio Culturale de Carabinieri (que se traduce como “Protección del Patrimonio Cultural”) descubrió los tapices, que se creía se habían perdido para siempre.

El primero de los tapices del siglo XVI se encontró en una foto de una publicación en línea que muestra una casa histórica restaurada en Florida.

El FBI dijo que la foto mostraba el tapiz, que había estado desaparecido desde que fue robado en 1995. Los italianos señalaron la foto como enlace del FBI en Roma.

Las autoridades se acercaron al propietario, quien compró el tapiz hace 22 años. Según el FBI, las autoridades explicaron que la pieza pertenecía a Italia y que había sido robada antes de que el propietario actual la comprara.

El propietario accedió a devolver el tapiz.

“Teniendo en cuenta que el dueño compró la pieza por $27,000, no fue un pequeño sacrificio”, según una publicación del FBI.

La oficina local del FBI en Miami se enteró en mayo de que una galería en Jacksonville tenía otro tapiz del siglo XVI a la venta en su sitio web.

El tapiz había sido robado de la misma galería de Milán en 1995, según el FBI. Se vendió por 55,000 dólares en 2003.

La galería accedió a devolver el tapiz, aunque el propietario dijo que era su pieza favorita.

El galerista y el dueño de la casa desconocían el historial de propiedad de los tapices.

“El gobierno italiano y el gobierno estadounidense trabajan muy de cerca en materia de delitos relacionados con el arte, y lo hemos estado haciendo durante años”, dijo el agente especial Marc Gervasi de la oficina local del FBI en Miami. “Hemos tenido mucho éxito en la repatriación de artículos robados de Italia, e Italia ayuda al FBI con las investigaciones de manera significativa”.

Gervasi dijo que un comprador siempre debe solicitar la procedencia o el lugar de origen de cada obra de arte.

“Si un vendedor no puede proporcionar una procedencia, el comprador debe considerar si desea continuar con esa compra”, dijo Gervasi.

Ambos tapices fueron devueltos a Italia en junio.