PARÍS (AP) — Un hombre aparentemente disfrazado de anciana en silla de ruedas arrojó un pedazo de pastel al vidrio que protege a la Mona Lisa en el Museo del Louvre y gritó a la gente que pensara en el planeta Tierra.

Los videos publicados en las redes sociales parecen mostrar a un joven con peluca y lápiz labial que había llegado en una silla de ruedas. El hombre, cuya identidad se desconoce, también fue visto arrojando rosas en la galería del museo el domingo.

El ataque de la torta dejó una mancha blanca cremosa en el cristal, pero la famosa obra de Leonardo da Vinci no resultó dañada.

Se filmó a los guardias de seguridad escoltando al activista con peluca mientras gritaba a los sorprendidos visitantes en la galería: “Piensen en la Tierra. Hay gente que está destruyendo la Tierra. Piénsalo. Los artistas te dicen: piensa en la Tierra. Por eso hice esto”.

Luego se filmó a los guardias limpiando la crema untada del vidrio. Los funcionarios del Louvre no estuvieron disponibles de inmediato para hacer comentarios.

La obra maestra del Renacimiento del siglo XVI ha sido atacada antes.

La pintura fue robada en 1911 por un empleado del museo, hecho que aumentó la fama internacional de la pintura.

También resultó dañado en un ataque con ácido perpetrado por un vándalo en la década de 1950 y desde entonces se ha mantenido detrás de un vidrio.

En 2009, una mujer rusa que estaba enojada por no poder obtener la ciudadanía francesa le arrojó una taza de cerámica, rompiendo la taza pero sin dañar el vidrio ni la pintura.