Coliseo de Roma reabre sus puertas tras pandemia

Mundo

ROMA, ITALIA (AP)- Tanto turistas como lugareños volvieron a visitar el Coliseo de Roma el martes, después de que el emblemático recinto reabriera sus puertas tras seis semanas de cierre debido a las restricciones impuestas por el coronavirus.

La antigua arena de los gladiadores romanos había permanecido cerrada durante 41 días debido a las medidas gubernamentales para contrarrestar la propagación del COVID-19.

Ahora se han puesto en marcha medidas que incluyen escáneres térmicos, dispensadores de desinfectante, caminos de un solo sentido para garantizar que la gente pueda visitar el recinto con seguridad.

Alrededor de 400 personas visitaron durante el primer día de reapertura el martes, mucho menos que los 20,000 visitantes que acudían diariamente al lugar en 2019.

Emily Dellheim, una turista  estadounidense, nos habló mientras tomaba algunas fotos,

“Bueno, es un poco extraño que haya tanto espacio para disfrutar, realmente no hay nadie aquí, así que por un lado es agradable visitar, es un gran momento para visitar, pero por otro, ¿dónde está todo el mundo? Esto está muy vacío”.

El número máximo de visitantes permitido actualmente es de 1,260 por día.

La directora del parque arqueológico del Coliseo, Alfonsina Russo, dijo que había habido una mezcla de visitantes desde la reapertura, desde niños hasta ancianos, uno de los grupos más afectados por la pandemia.

“Después de 41 días de cierre volvemos por tercera vez, espero que sea el momento adecuado. Sin embargo, ayer hubo muchos signos de optimismo en el sentido de que había personas mayores y niños , pero también todo tipo de turistas.”

Gran parte de Italia reabrió sus puertas el lunes tras semanas de estricto cierre por el coronavirus.

Los museos dieron la bienvenida a los amantes del arte, mientras que los bares y restaurantes abrieron sus puertas para los que querían cenar al aire libre.

Ricardo Nunes, Associated Press

Copyright 2021 Nexstar Media Inc. All rights reserved. This material may not be published, broadcast, rewritten, or redistributed.