(The Hill) – El panel asesor sobre vacunas de la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA, por sus siglas en inglés) está listo para considerar un cronograma anual para la vacuna contra el coronavirus, similar a cómo se administran las vacunas contra la gripe, cuando se reúna esta semana.

El Comité Asesor de Vacunas y Productos Biológicos Relacionados (VRBPAC) de la FDA se reunirá el jueves para analizar cómo simplificar y agilizar el proceso de vacunación contra el COVID-19, incluida la composición de las vacunas contra el coronavirus y el calendario recomendado para estas inyecciones.

La rápida evolución del virus SARS-CoV-2, que da como resultado variantes con una capacidad mejorada para escapar de la protección inmunológica, significa que “actualizar periódicamente la composición de las vacunas COVID-19 según sea necesario”, como se hizo con el refuerzo bivalente actualizado, requiere consideración, según los documentos del panel publicados el lunes.

El panel dijo que anticipa evaluar la composición de la vacuna COVID-19 anualmente en junio y hacer una recomendación para el año siguiente, aunque reconoció las dificultades de montar una recomendación de vacuna coordinada a nivel mundial.

“La FDA prevé realizar una evaluación de las cepas de SARS-CoV-2 al menos una vez al año y comprometerse con el VRBPAC aproximadamente a principios de junio de cada año con respecto a la selección de cepas para la temporada de otoño”, dicen los documentos del VRBPAC.

Si bien reconoció que COVID-19 y la gripe no son idénticos, VRBPAC dijo que el despliegue de los refuerzos bivalentes de COVID-19, creados para atacar tanto la cepa ancestral del virus como las subvariantes de omicrones BA.4 y BA.5, fue “análogo” a las vacunas anuales contra la gripe.

El comité también considerará la transición a un programa de inmunización simplificado en el que se administra una serie de vacunas de dos dosis a niños pequeños, adultos mayores y personas inmunodeprimidas, mientras que a todos los demás se les administra una sola dosis.

Y analizará si se debe pasar a usar la misma composición de vacuna para todas las inyecciones de vacunas en una serie. Según la orientación actual de la FDA, los refuerzos bivalentes actualizados están autorizados para las personas que completaron sus vacunas primarias contra el COVID-19, que están dirigidas a la cepa ancestral del virus.

“Esta simplificación de la composición de la vacuna debería reducir la complejidad, disminuir los errores de administración de la vacuna debido a la complejidad de la cantidad de diferentes presentaciones de viales y potencialmente aumentar el cumplimiento de la vacuna al permitir una comunicación más clara”, dijo el panel.