¿Cómo funciona el tratamiento con anticuerpos monoclonales? Un doctor lo explica

Información Coronavirus

S T. LOUIS ( KTVI) – Los tratamientos con anticuerpos monoclonales recibieron el visto bueno de un estudio de la Clínica Mayo publicado el lunes. El estudio sugiere que el tratamiento puede ayudar a quienes tienen un alto riesgo de sufrir un COVID-19 grave debido a problemas de salud subyacentes.

Los tratamientos con anticuerpos siguen siendo una de las pocas terapias que pueden mitigar los peores efectos del COVID-19, y son la única opción disponible para las personas con casos leves a moderados que aún no están en el hospital. Los tratamientos han sido aprobados para uso de emergencia por la Administración de Alimentos y Medicamentos.

El principal fármaco en uso es el cóctel de doble anticuerpo de Regeneron, que ha sido comprado en grandes cantidades por el gobierno de EE. UU. Es la misma droga que recibió el expresidente Donald Trump cuando fue hospitalizado con COVID-19 en octubre pasado.

El Dr. Senthil Aruchamy de Missouri dijo que su hospital comenzará a realizar un tratamiento con anticuerpos monoclonales esta semana.

Aruchamy dijo que el tratamiento tiene anticuerpos creados en laboratorio que se dirigen específicamente a la proteína de pico del SARS-CoV-2. Los tratamientos ayudan al paciente al suministrar dosis concentradas de uno o dos anticuerpos.

El tratamiento se administrará a personas que acaban de estar expuestas o que han dado positivo en la prueba y tienen una enfermedad leve a moderada.

Aruchamy dijo que si se administra a estos pacientes antes de los 10 días de enfermedad, se ha demostrado que disminuye la probabilidad de que un paciente se enferme gravemente, sea hospitalizado o muera.

“Están a salvo, son gratis, mantienen a las personas fuera del hospital y ayudan a mantenerlas con vida”, dijo la Dra. Marcella Nunez-Smith, asesora principal del equipo de respuesta al COVID-19 de la Casa Blanca.

La demanda de tratamientos con anticuerpos monoclonales ha aumentado en los estados que experimentan un aumento en las infecciones, incluidos Florida, Louisiana y Texas, donde las hospitalizaciones entre los no vacunados están abrumando el sistema de atención médica.

Los medicamentos solo se recomiendan para las personas con mayor riesgo de progresar a un COVID-19 grave, pero los reguladores han ampliado lentamente quiénes pueden calificar. La lista de afecciones ahora incluye la vejez, la obesidad, la diabetes, las enfermedades cardíacas, el embarazo y más de media docena de otros problemas.

Associated Press contribuyó a este informe.

Copyright 2021 Nexstar Media Inc. All rights reserved. This material may not be published, broadcast, rewritten, or redistributed.